sábado, 30 de diciembre de 2017

30 DE DICIEMBRE: SE INAUGURA EL AEROPUERTO JORGE CHÁVEZ - FOLIOS DE LA UTOPÍA: HE BESADO ESTA TIERRA AL VOLVER - POR DANILO SÁNCHEZ LIHÓN


 
 

Construcción y forja de la utopía andina
 
2017 AÑO
DE LA IDENTIDAD Y DEL PATRIMONIO
INALIENABLE DE NUESTROS PUEBLOS
 
DICIEMBRE, MES DE LAS MONTAÑAS,
DE LOS DERECHOS DE LOS ANIMALES;
DE LOS MIGRANTES, Y DEL NACIMIENTO
DEL DIOS NIÑO EN LA NAVIDAD
 
CAPULÍ ES
PODER CHUCO


 
SANTIAGO DE CHUCO
CAPITAL DE LA POESÍA
Y LA CONCIENCIA SOCIAL
 

*****
HOMENAJE MUNDIAL
PROMOVIDO DESDE CHILE
POR EL POETA ALFRED ASÍS
 
MI SALUDO Y HOMENAJE
Qué grato es leer sus apreciaciones, la belleza con que fluyen sus palabras, combinando aspectos conceptuales y filosóficos profundos en expresiones tan exquisitamente sencillas.
De dicha manera se muestra y evidencia no solo la tremenda sensibilidad que tiene como ser humano sino también su gran calidad profesional.
El aporte que hace, refiriéndose a vivencias ocurridas y los comentarios respecto a aspectos saltantes de la vida, contrastado ello con la esencia misma del ser humano, me impresionan y conmueven.
Yo le agradezco desde lo más profundo de mi corazón, pues es un símbolo de lo mejor que tenemos.
Que Dios le siga bendiciendo con esa luz que proyecta desde su mente y desde su alma acrisolada.
ALICIA JARAMILLO
 
PLAZO DE ENVÍO DE TEXTOS
HASTA EL 31 DE DICIEMBRE.
SE EDITARÁN EN UN LIBRO
QUE RECORRERÁ EL MUNDO.
ALFRED ASÍS
 
*****
30 DE DICIEMBRE


 
SE INAUGURA
EL AEROPUERTO
JORGE CHÁVEZ


 
FOLIOS
DE LA
UTOPÍA


 
 
HE BESADO
ESTA TIERRA
AL VOLVER

 
Danilo Sánchez Lihón
 
 
Soy extranjero en este mundo.
Soy forastero, y en el inmigrante
la soledad es pavorosa y atroz es
la nostalgia. El exilio me mueve
a soñar en una encantadora tierra
llenándome la fantasía con dulces
imágenes de una Patria quimérica
y remota que mis ojos jamás verán.
Gibrán Jalil
 
 
1. Y me quedé
ahí
 
Yo no pensaba en regresar. Me había resignado a la idea de morir en tierra extranjera, en suelo áspero, indiferente y ajeno.
Y sentía que no iba a tener reposo jamás. Porque estar mal enterrado, que es para la eternidad, duele más que vivir mal que es efímero y pasajero. Era cuestión de vida y muerte entonces volver, asunto inaplazable y perentorio que tenía que resolver a como dé lugar.
Porque llegó un día en que regresar se me hizo urgente, compulsivo y apremiante. Volver a sentir el dulce y profundo aroma a manzanilla, yerba buena y perejil de mi tierra nativa.
Oír de nuevo el canto alucinado del piwicho en la enramada del jardín. Contemplar las flores pequeñas del camino, la fragancia del matico, del romero y el alcanfor. Sin embargo, para mí la sanción y el dictamen estaba dado:
– ¡No hay regreso posible! –Era la sentencia.
Y se me lo dijo de mil maneras y en todos los tonos posibles. ¿Quiénes? Mis familiares, mi situación laboral, mi presupuesto disponible, como el no tener ya a nadie aquí. La oposición se había vuelto implacable y el anhelo igual.
 
2. Me ataron
de manos y pies
 
– Te viniste, ¡y ya no hay regreso! –Era la voz ya no de los demás sino de mí mismo, que era quien lo repetía.
– ¡Sí lo hay! –Contesté animado por un extraño coraje, no sé cómo ni de dónde.
Empecé a reconocer que había tejido redes y barrotes invisibles alrededor mío, como si yo mismo me alzara una prisión y me encerrara en una cárcel a cadena perpetua.
Pero esta vez ya no ingresé como un reo a mi mundo interior, ni para quedar ahí, atrapado.
Me rebelé, aunque oí decir desde afuera que había enloquecido.
Ahí empecé a cortar en mi mente las amarras. Y decidí quitarme la vida.
– Si haberme ido de mi tierra había sido un acto suicida, ¡no había nada ya peor!
Y me corté las venas. Me ataron de manos y de pies. Lo más grave que podía ocurrir, y eso estaba acaeciendo. Lo curioso es que no podía morir.
 
3. Pero,
llora
 
Entonces, al principio asistí a varias consultas con un psicólogo en una clínica estatal.
Después con un psiquiatra que trabaja libre, en un centro médico particular.
Y quien desde que me vio supo lo que a mí me estaba aconteciendo.
– ¿Hace qué tiempo estás aquí? –Me preguntó.
– Hace más de veinte años, doctor.
– ¿Y nunca has regresado a tu país?
– Jamás, desde que vine a este lugar.
– Entonces vete, regresa inmediatamente. –Fue lo que le oí decir.
– Llega hasta tu pueblo de origen. Me dijo.
– Y, ¿qué hago ahí, doctor? –Fue mi pregunta desesperada.
– Llora. Llora mucho, todo lo que puedas.
– ¿Habla en serio, doctor?
 
4. Caer
a tierra
 
– ¡Llora de alma! Y así de repente te puedas sanar. Llora fuerte, y a solas para que te sientas libre.
– ¿Dónde?
– Cogido a los muros de tu casa antigua, a las piedras caídas, a los retazos de madera esparcidos por el suelo. Cogido a un árbol. Busca tus raíces. Pero, llora. No dejes de llorar. Suelta todo el dolor que te atenaza y aprisiona.
Y mientras lo decía sabía a ciencia cierta que esto que decía era verdad, que esa era la curación.
– Doctor, ¿por qué no lo dice todo eso a mi familia que está afuera, esperando el resultado de esta consulta? ¡Porque a mí no me van a creer!
– ¿Están aquí? ¡Que pasen!
– ¿Qué es lo que lo aqueja a mi papá, doctor?
– Es un sentimiento que tiene dentro y que ha cargado como un nubarrón que necesita deshacerse en lluvia. Y caer a tierra. Y aquí eso nunca va a ocurrir.
 
5. Y aquí
estoy
 
– Y después de algún tiempo, ¿debo retornar, doctor?
– Quedarte allá para siempre será mejor.
– ¿Hasta morir? –Le dije, pero con júbilo, encanto y efusión.
Mi pregunta recién lo asombró. Y me di cuenta que a mí me salió hasta como un ruego.
Me miró como si fuera a decir por primera vez una verdad, de vida y muerte.
– ¡La sabiduría perfecta es morir en el lugar de origen! Y hazlo también en mi nombre, porque tú vas a poder hacer lo que yo ya no puedo.
Fue como si me hubiera liberado, como si ese doctor cortara de un tajo todas mis cadenas.
Después de esa receta se aceptó que yo volviera. Y aquí estoy. He regresado.
Y, ¡me siento bien! Soy un hombre nuevo. ¡Y creo que me he salvado para siempre!
Por eso besé esta tierra al volver.
 
6. Recuperar
lo que somos
 
– Intuitivo el médico, ¿no?
– ¡Un sabio! Por algo era un hombre viejo.
– ¡Ah!, no es solo ciencia sino experiencia.
– Y me dijo algo más aún: Júntate con tu gente. Canta. Busca una banda de músicos y solázate hasta el alba. Eso sí, ¡no bebas!
– Pero ahora que estás aquí y has podido retornar, ¿cómo explicas todo esto?
– Es el amor a la tierra, a la naturaleza y al pueblo donde hemos nacido, hecho fundamental en nuestras vidas. El amor al hogar, a la candela, al alero. Es amor por todo lo sincero, lo que es verdad, la piedra, el terrón de adobe, la gota de lluvia y el rayo de sol.
– ¡Que es mucho!
– ¡Básico! Es amor a nuestros ancestros, a todo aquello de dónde venimos, a los padres y abuelos. Amor hacia adentro y hacia afuera, amor a la infancia, sea que haya sido o no sido feliz. ¡Es amor ágape!
 
7. Lo que
somos
 
Una corriente de alegría, una devoción incontenible, un cariño y júbilo al bailar en la plaza embarga al inmigrante que ha retornado.
– Aquí bailo, mientras allá ya era un inválido en silla de ruedas. –Me dice con sus ojos radiantes.
– E igual, veo bailar a otros que han venido. Y después, acercándose me sugiere confidente:
– Pero hace falta una doctrina, unas ideas nuevas, unas imágenes. Y un sentido por donde enrumbar nuestros pasos y encauzar nuestras energías.
Porque si no: otra vez volverá la inercia, la desazón y el tedio. Algo que encauce esta emoción que no sabe de dónde viene ni adónde va; ni qué forma adoptar.
Él ha regresado. De eso se trata. Pero ahora, ¿qué hacer? Quizá recobrar valores, sin dejar lo conquistado ni renunciar a lo ya ganado.
Tender puentes y recuperar lo que somos. Resarcir lo perdido y proyectarnos a un tiempo nuevo.


*****
 
CONVOCATORIA


XIX ENCUENTRO
INTERNACIONAL ITINERANTE
CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
TELÚRICA DE MAYO, 2018
LIMA:
VIERNES 25
TRUJILLO:
SÁBADO 26
GUADALUPE
DOMINGO 27
CHEPÉN
DOMINGO 27
CAJAMARCA
LUNES 28
CAJABAMBA
MARTES 29
HUAMACHUCO
MIÉRCOLES 30
QUIRUVILCA
JUEVES 31
SANTIAGO DE CHUCO
JUEVES 31
VIERNES 1 (JUNIO)
CALIPUY
SÁBADO 2
SANTIAGO DE CHUCO
SÁBADO 2 (JUNIO)
DOMINGO 3 (JUNIO)
EL XIX CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
ABARCA DEL 25 DE MAYO AL 3 DE JUNIO
DEL AÑO 2018
 
*****
 
Los textos anteriores pueden ser
reproducidos, publicados y difundidos
citando autor y fuente
 
dsanchezlihon@aol.com
danilosanchezlihon@gmail.com
 
Obras de Danilo Sánchez Lihón las puede solicitar a:
Editorial San Marcos: ventas@editorialsanmarcos.com
Editorial Papel de Viento: papeldevientoeditores@hotmail.com
Editorial Bruño, Perú: ventas@brunoeditorial.com.pe
Ediciones Capulí: capulivallejoysutierra@gmail.com
Ediciones Altazor: edicionesaltazo@yahoo.es
 
  *****
DIRECCIÓN EN FACEBOOK
HACER CLIC AQUÍ:
 
 
*****
 
Teléfonos Capulí:
393-5196 / 99773-9575
 
capulivallejoysutierra@gmail.com
 
Si no desea seguir recibiendo estos envíos
le rogamos, por favor, hacérnoslo saber.


 

WET - COMO QUIEN PIERDE UNA ESTRELLA

WET - DÓNDE ESTARÁ MI PRIMAVERA

NO PUEDO ARRANCARTE DE MÍ

WET - BUENOS DÍAS TRISTEZA

WET - LUNA DE MIEL

WET - DONDE ESTÉS

ESPÉRAME - LOS DOLTONS

Chiquián - Oswaldo Pardo Loarte

NIEVES ALVARADO

La casa vieja - Nieves Alvarado

Hualín Aldave Palacios

WAYAYAY

Chiquián - Marco Calderón Ríos

Chiquián